500 años de la mayor fusión gastronómica

La globalización culinaria no es, ni de lejos, cosa del siglo XXI… Tanto, que hace medio milenio que se produjo esta primera “globalización gastronómica”, lograda gracias a las rutas de la Nao de China que permitieron que nuevas técnicas culinarias viajaran entre Europa y Asia junto a utensilios, especias y alimentos, teniendo a México como nexo.

Para celebrar este mestizaje culinario, la Casa de México en España celebra la exposición “La mesa novohispana” en la que se explica “cómo la gastronomía actual no se podría entender” sin ese periodo y su intenso intercambio comercial.

Y es que, a partir del siglo XVI, influencias árabes, europeas, africanas y asiáticas se mezclaron con las indígenas dando como resultado la gastronomía de una nueva cultura que se vio reflejada en la mesa más global del mundo sentando las bases de la gastronomía mexicana, reconocida -hoy en día- como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad.