Un 7 de febrero de 1940 se estrenaba en el Central Theatre de Nueva York “Pinocho”, la tierna historia del niño de madera cuya inocencia, bondad y generosidad ha conquistado a millones de personas en estos 80 años y que aún hoy sigue siendo uno de los clásicos de Disney más buscados.

De hecho, ocupa el segundo puesto entre las 10 mejores películas de animación de la historia del American Film Institute (AFI). Solo la supera “Blancanieves y los siete enanitos” (1937).

La adaptación al cine del cuento italiano “Las aventuras de Pinocho” (Carlo Collodi) fue un proyecto muy complicado, tanto quese creyó que “Bambi”, que también estaba en preparación, se estrenaría antes.

El diseño de Pinocho se redondeó para hacerle más empático y agradable para los espectadores pasando por las manos de decenas de dibujantes. También se modificaron sus características, pasando de un personaje lleno de maldad y egoísmo a un niño adorable aunque un poco mentirosillo.

Pero una de las diferencias más notables tiene lugar con el personaje de Pepito Grillo, que Disney quiso que se viera como un ser humano y pidió específicamente que usara trajes como cualquier persona. La importanciade este personaje trascendió a los premios Óscar, al hacerse la canción “When You Wish Upon a Star” (interpretada por Cliff Edwards( con la primera estatuilla para Disney al alzarse con el premio a mejor canción original. El filme ganó también el Óscar a mejor banda sonora.

Un excelente resultado cinematográfico que no llevó aparejado el éxito de taquilla que había conseguido Blancanieves, debido a la situación en Europa por la Segunda Guerra Mundial. Tanto afectó este hecho, que “Pinocho” solo se dobló al español y al portugués, según señala en su web el AFI.

Redacción (EFE)