El contrato que firmaron The Beatles con el representante Brian Epstein y les lanzó a la fama en 1962 se ha vendido hoy en una subasta en la casa londinense Sotheby’s por 365.000 libras (503.000 euros).

Los cuatro integrantes del grupo -John Lennon, Paul McCartney, George Harrison y Ringo Starr- rubricaron pocos días antes de publicar su primer sencillo, “Love Me Do“, un documento que permitió a Epstein controlar los pormenores del despegue de la banda.

El contrato daba al mánager la última palabra en “todos los asuntos relativos a la vestimenta, maquillaje y aspecto del grupo”, y le daba poderes para despedir a alguno de los músicos si se producían disputas entre ellos.

El quinto ‘beatle’

“Sin este contrato y la relación que selló sería inconcebible que The Beatles hubieran alcanzado el mismo éxito. Era necesario algo más que inspiración musical y composición para reinventar la música popular“, sostuvo Gabriel Heaton, especialista en Libros y Manuscritos de la casa de subastas.

La implicación de Epstein en el día a día del grupo le llevó a ser conocido como el “quinto Beatle”.

Redacción (Agencias)