Lady Gaga ha vuelto a demostrar que es la nueva reina del pop tras haber conseguido cuatro de los seis galardones a los que aspiraba en la gala de  entrega de unos premios, celebrada en Belfast. A pesar de que la artista neoyorquina tenía de nuevo como competidora a su compatriota Katy Perry, quien estaba nominada a cuatro candidaturas, Perry ha tenido que conformarse con el premio al Mejor directo mientras que Gaga se ha alzado con los galardones a la Mejor canción, por el tema Born this way, el de Mejor artista femenina, Mejor vídeo y también el de Mejor fan, una nueva categoría que ha sido añadida este año.

Como ya sucedió el año pasado en la gala de estos premios en Madrid, al final de la velada el título de gran dama de la música ha vuelto a llevar el nombre de Lady Gaga. La cantante además ha interpretado la canción Marry the night, un tema que ha cantado vestida con un llamativo traje circular de color granate, y que han podido disfrutar los 20.000 espectadores que han podido acudir a la gala.

Otro de los grandes triunfadores de la noche ha sido el cantante de R&B Bruno Mars, quien ha conseguido las estatuíllas de Mejor artista revelación y el de Mejor Push, algo así como el artista que más “tirón” ha tenido durante este año 2011. También ha conseguido triunfar el nuevo ícono adolescente Justin Biever, quien se ha alzado con  dos de los premios más importantes, el de Mejor artista pop y el de Mejor artista masculino.

Irene Belmonte (Agencias)