El lugar Sydney. 3000 personas disfrazadas del hombrecito de rojo recorrieron las calles de la capital australiana por una buena causa.

Y con esta carrera, ya van tres años consecutivos. Los australianos se vistieron de Papá Noel y recorrieron 5 kilómetros, en esta carrera, que ya se ha convertido en tradicional. Las principales calles y avenidas se llenaron de ‘Papás Noeles’ en concreto 3000, por una buena causa, ayudar a los niños más necesitados.

Han conseguido recaudar 170.000 euros.

Redacción (Agencias)