Se ha repartido en Málaga aunque es de Estepa, Sevilla. Una fábrica de dulces ha elaborado el polvorón más grande del mundo: cinco metros de largo por 2,40 de ancho. La masa pesa un total de 300 kilos.

Y este suculento dulce navideño se ha repartido a nada más y nada menos que diez mil personas, cada una 300 gramos de polvorón.

Un total de 120 kilos de harina de trigo, 75 de almendra, 50 de azúcar, 50 kilos manteca de cerdo y cinco de canela se han empleado en la elaboración del polvorón.

En la elaboración del dulce se utilizan los mismos ingredientes que en uno normal y las principales dificultades son la cocción, para la que se emplea un molde y un horno especiales.

Aunque no dispone de récord Guinness, los responsables de esta empresa fundada hace más de 50 años mantienen que no hay ningún polvorón tan grande como el que ellos fabrican en Navidad.

Redacción (Agencias)