La nieve ya está aquí, por eso, Atudem (Asociación Turística de Estaciones de Esquí y Montaña) ha resvelado la lista con los elementos imprescindibles para empezar a esquiar en este 2019. ¡Apunta y no te olvides nada!

1. Protector solar

Por cada 300m de altitud la radiación ultravioleta se intensifica en un 5% lo que, unido al frío y el viento, hace tan importante contar con un protector solar adecuado (factor 50+) y aplicárselo cada dos horas.

2. Ropa térmica

Es recomendable vestirse con tres tipos de capas. La primera, con ropa térmica (de lana o un tejido sintético no absorbente como el poliéster; nunca de algodón). La segunda capa debe retener el calor. Por último, un mono de esquí, pantalones o anorak (impermeable mínimo de 5.000mm y transpirable).

3. Gorro y guantes.

Los guantes impermeables nos aislarán del frío y nos protegerán ante posibles caídas. También es importante no olvidarse de la cabeza, la zona del cuerpo por la que se pierde más calor.

4. Casco y gafas de sol

Esquía protegido. Hay algunos cascos diseñados para el esquí y snowboard en pista y otros todoterreno para los más aventureros. También es indispensable proteger nuestros ojos de los rayos de sol (gafas con filtro anti rayos ultravioleta, garantía 100% protección y filtro solar de categoría S4).

5. Espinilleras

Una opción para los que sienten molestias con las botas de esquí. Existen unas de gel que alivian el dolor de la presión que provocan las botas.

6. Calcetines y plantillas

El calcetín debe ser fino pero con refuerzos especiales en el talón y la punta del pie. En cuanto al material, se recomienda la lana merino, un tejido térmico y repelente al agua. Algunos ofrecen también un acolchado especial en la planta del pie para evitar que este sufra o incorporar plantillas.

7. Protector labial

El frío y los rayos de sol cortan los labios. Para evitarlo, es necesario usar un protector labial que incluya protección solar (FPS 50).

8. Botas de descanso

Estas botas nos ayudarán a olvidar las pequeñas ampollas que pueda ocasionar el calzado de esquí y se convertirán en un accesorio imprescindible apres ski.

9. Secador de botas y guantes

Ideal para evitar la humedad. Se colocan unas dos o tres horas en el interior de las botas y secan completamente el calzado, además de calentarlo a una temperatura agradable y evitar que aparezcan malos olores.

10. Cadenas o neumáticos de invierno para el coche

Antes de salir, hay que preparar el desplazamiento. Asegúrate de tener cadenas o neumáticos de invierno para conducir por la nieve de forma segura. Además, si el uso de las cadenas es obligatorio y tu coche se queda encallado sin llevarlas, pueden multarte. Los neumáticos de invierno son una buena alternativa para sitios con mucha nieve, ya que conservan mejor la estabilidad del vehículo y son más eficientes en el frenado.

Redacción (Atudem)