El software de Flow Machines para desarrollar piezas musicales fue creado a partir de la introducción de una enorme base de datos de partituras con canciones de diferentes estilos. La pista de audio fue generada tras haber recibido algunos apuntes de estilo por parte de un compositor humano.

La inteligencia artificial desarrolló la melodía y la armonía de la canción. Después, el compositor francés Benoît Carré produjo, mezcló y escribió la letra del tema.

La previsión es que este single forme parte de un álbum compuesto en su totalidad por inteligencia artificial. La fecha de lanzamiento aún no se ha fijado pero verá la luz en 2017.

Redacción (Agencias)