Si los croissants y los gofres tuviesen un hijo sería el “croiffle“, una propuesta que está triunfando en la nueva cafetería que la marca belga de chocolates Godiva ha abierto en Nueva York y que está desterrando la moda esa de su primo hermano el “cronut”.

De momento solo está disponible en los Estados Unidos, y se puede elegir tanto en chocolate negro o chocolate con leche.

¿Que no eres muy chocolatero o te va más lo salado?, ¡No hay problema!: el “croiffle” también está disponible con huevo y queso gouda, en la versión tres quesos, con bacon o con perrito caliente.

Si que viene muy a desmano eso de viajar hasta Manhattan para merendar, la receta en realidad es de lo más sencilla: no deja de ser un croissant relleno, de los de toda la vida, pero “planchado” en una gofrera. ¡Bon Appetit!

Ismael Arranz
@iarranz

Imagen: Instagram