Una conocida multinacional surcoreana ha presentado una máquina que permite elaborar cerveza de distintas variedades en casa mediante el uso de cápsulas como si se tratase de una de las cafeteras que se han popularizado durante la última década.

La máquina se encarga de todo el proceso de producción cervecera: desde la fermentación a la carbonización y el envejecimiento.

Las cápsulas contienen malta, levadura, lúpulo y condimentos para el sabor y la máquina tarda dos semanas en llevar a cabo todo el proceso desde que el usuario selecciona qué tipo de cerveza quiere hasta que se finaliza la producción de cinco litros de la bebida.

En paralelo, una aplicación para el móvil permite seguir todo el proceso y avisa al usuario cuando la cerveza está lista para ser consumida.

Redacción (EFE)