La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) recuerda que los productos rebajados deben haber formado parte de la oferta habitual del establecimiento durante al menos un mes antes de las rebajas y que su calidad no puede ser diferente.

La OCU también facilitó a los consumidores las claves para “no adquirir más de lo necesario, aprovechar los buenos precios y no renunciar a ningún derecho”.

Redacción (Agencias)