The Rolling Stones grabaron el disco original de “Beggars Banquet” en los Olympic Sound Studios de Londres entre marzo y julio de 1968. El álbum contó con la producción de Jimmy Miller y marcó el inicio de su etapa más prolífica. Además, fue el último trabajo en el que estuvo el quinteto formado por Mick Jagger, Keith Richards, Brian Jones, Bill Wyman y Charlie Watts.

En “Beggars Banquet”, los Stones intentan aceptar la violencia de manera más explícita que antes y, al hacerlo, se ven obligados a abordar el tema de la política. El resultado es la declaración más sofisticada y significativa que podemos esperar sobre estos dos temas. Los ven como movimientos para un cambio fundamental pero su papel no es decirle a la gente qué hacer. En su lugar, utilizan sus habilidades musicales como un sismógrafo para registrar la intensidad de los sentimientos.

Según indica un artículo de la BBC, este álbum estableció a la formación de Londres como la banda de Rock’n’Roll más grande del mundo.

Redacción (Agencias, BBC, Rolling Stone, AllMusic)