El cambio climático es un problema que afecta a toda la sociedad y sobre todo al planeta en el que vivimos, pero también podría suponer un problema para bebidas como la cerveza.

Un estudio dirigido por la universidad china de Peking y la de East Anglia en Reino Unido, publicado en la revista Nature Plants, ha advertido de los posibles efectos que podría tener el cambio climático en la producción de cerveza. Según los cálculos a medida que bajen las lluvias y suban las temperaturas, el rendimiento de los cultivos de cebada caerá entre un 3% y un 17%, lo que produciría un aumento en el precio de la cerveza

Irlanda sería el país que más afectado se vería por la subida de precios de esta bebida.

Redacción (Agencias)