El ritmo al que el planeta Tierra se está calentando es un factor crucial que explica el declive poblacional de especies de mamíferos y aves, según un estudio realizado por tres biólogos británicos a 987 poblaciones de 481 especies en todo el mundo.

El estudio, publicado en la revista ‘Global Change Biology’, analiza cómo la tasa de cambio climático y el cambio del uso de la tierra (al pasar de paisajes naturales a dominados por humanos) interactúan para influir en la tasa de declive en mamíferos y aves, así como si las especies ubicadas en áreas protegidas y el tamaño del cuerpo tienen alguna influencia en este sentido.

Los investigadores, de la University College de Londres y la Sociedad Zoológica de Londres, indican que la velocidad a la que el clima se está calentando es la mejor explicación de la tasa observada de disminución de la población de especies.

Las aves fueron uno de los grupos de animales más afectados por el calentamiento global, con efectos dos veces más fuertes que en los mamíferos, y las poblaciones situadas fuera de las áreas protegidas se vieron más severamente perjudicadas.

Redacción (Agencias)