Permanecer en el sistema educativo se asocia con un menor riesgo de desarrollar enfermedades del corazón, según revela un estudio publicado por ‘The BMJ’. 

Un equipo de investigadores internacionales del ‘University College de Londres’, Reino Unido; la Universidad de Lausana, en Suiza, y la Universidad de Oxford, en Reino Unido, han hallado que la predisposición genética hacia pasar más tiempo en la educación se vincula con un menor riesgo de enfermedad coronaria.

Según sus conclusiones, 3,6 años de educación adicional, similar a un título universitario de pregrado, se traducen en una reducción de un tercio en el riesgo de enfermedad coronaria.

Redacción (Agencias)