Según los hallazgos que han realizado investigadores de la Universidad de Edimburgo, Reino Unido, la depresión modifica la estructura del cerebro.

Las alteraciones se han encontrado en la parte del cerebro conocida como materia blanca. La materia blanca es un componente clave del cableado del cerebro y su alteración se ha relacionado con problemas de procesamiento de emociones y habilidades de pensamiento.

El estudio realizado sobre 3.000 personas arroja luz sobre la biología de la depresión y podría ayudar en la búsqueda de un mejor diagnóstico y tratamiento.

Redaccón (Agencias)