hg_blackstar_v2_1000sq

David Bowie (1947-2016) fue el cantante que más discos vendió en el Reino Unido en 2016, gracias a su último trabajo, Blackstar“, lanzado apenas dos días antes de su fallecimiento, el 8 de enero del pasado año.

Según la Industria Fonográfica Británica (BPI), Bowie vendió en 2016 más de 1,6 millones de ejemplares de “Blackstar, tanto en formato físico como digital, superando así a sus principales competidores, la cantante Adele y el rapero Drake.

Así, la británica vendió un 40 % menos de copias de su álbum “25 y se situó en segunda posición en el ránking de ventas de su país de origen, con 1,1 millón de ejemplares comercializados, y el canadiense Drake, con “Summer Sixteen“, alcanzó el tercer puesto, con 1,09 millones de discos vendidos.

La originalidad e intensidad de la obra de Bowie y su característica voz le convirtieron en uno de los maestros del glam rock, que vivió su momento álgido en los 70, y la inesperada noticia de su muerte conmocionó al mundo de la música.

Redacción (Agencias)