Pasar mucho tiempo en Facebook y, especialmente, acechar o espiar los perfiles de otros usuarios sin interactuar con ellos, tiene efectos negativos a nivel emocional y cognitivo en las personas.

Un estudio realizado por la Universidad de Copenhague (Dinamarca) muestra el efecto negativo de las redes sociales, en especial Facebook, en los usuarios, y demuestra que desconectar durante un tiempo incrementa el bienestar y las emociones positivas.

En el estudio, los investigadores tuvieron en cuenta el nivel de intensidad en el uso de Facebook, el nivel de envidia que sentían al ver las publicaciones de los contactos y el tipo de interacción, pasivo o activo, en la red social.

Estos resultados son más evidentes en el caso de aquellas personas que hacen un gran uso de la red social, son pasivas y tienden a envidiar a otros usuarios. 

Redacción (Agencias)